Cuadernos de Obrajillo, de Paul Baudry, Luis Hernán Castañeda y Félix Terrones

Cuadernos de Obrajillo, de Paul Baudry, Luis Hernán Castañeda y Félix Terrones

Cuadernos de Obrajillo

Cuadernos de Obrajillo son apuntes en los márgenes, crónica de viaje, desvaríos, cadáver exquisito formatos disímiles de los que se sirven los autores para abordar o apenas sugerir temas recurrentes: el sentimiento de “exilio” (geográfico o interior) como condición subjetiva para escribir o el anhelo por huir de la urbe, de instalarse en un pueblo donde sea posible recuperar el extrañamiento ante el despliegue de la “naturaleza” (el río). En fin, esas y otras obsesiones personales y literarias, y darles vuelta, con delgada ironía o simplemente dejarlas en el aire, sin hacerse cargo de las consecuencias.

Cuadernos de Obrajillo no solo es un trabajo a seis manos, empresa ya desafiante sino que en el texto, salvo pistas sutiles en algunas páginas, resulta difícil saber quién escribe qué. Los tres firman el libro, nadie se hace responsable de una sola página.

De cualquier forma, Cuadernos tiene un pretexto formal, seguir el rastro de la presencia de José María Arguedas y Julio Ramón Ribeyro que visitaron el pueblo de la sierra limeña en 1968 y 1983. Y una soga que forma el nudo de la horca y que cuelga de una habitación de hotel, negligente. Fuera de la rutina de coartada, los escritores, Arguedas y Ribeyro, se confrontan en Obrajillo con sus asechanzas, en uno, la negra pulsión del suicidio, que llegará un año después, en el otro, la tentación del fracaso que pronto se verá desmentida.

Las voces que construyen la densidad de los personajes, Arguedas y Ribeyro dan cuenta de la tensión dramáticas de estas vidas excepcionales pero también de la diversidad de miradas que suscitan en nosotros las figuras históricas, Arguedas y Ribeyro. Por decir, en el tayta Arguedas queda expuesta la tramoya, a los que mueven las cuerdas, es sus decisiones narrativas, idiolectos, estructura sintáctica. Esa “disputa” dentro del texto es ya un ejercicio político.

Así pues, los Cuadernos proponen juegos que son más que juegos porque también juegan a hacer saltar por los aires la solemnidad del acto “creativo”, asimismo borrar radicalmente los límites de “un(a)” autor(a) en el mundo del neoliberalismo y del copy-my-right. Y en definitiva, es un cuaderno-cuña que contribuye a ensanchar nuestra todavía angosta tradición literaria.

Se agradece la prosa, cuidada, que se desplaza por paisajes serranos y por meandros interiores: con evocaciones que nos transportan a la cadencia del río Chillón que se impone cuando el poblado en Obrajillo se acuesta, “De noche el cielo no está, es un vacío de tinta al que asciende la voz de los animales y, sobre todo el canto angustiante del río Chillón -nombre justo-, ese sucederse de aguas presurosas que me corta el aliento”. O con nuestros apremios por correr, siempre correr detrás de nuestras fantasías de realización del Yo o delirios, quién sabe. “¿Lograría escribir para evitar la tentación del fracaso? Y los demás, desmentirían la leyenda según la cual ese pueblo era un moridero de artistas?”.

Obrajillo ha sido y es la salida de tantos limeños (peruanos) que buscan un destierro temporal y, en la búsqueda de esa excepcionalidad, replican lo que tantos otros antes que ellos han hecho: las salidas de excursión de generaciones de limeños (peruanos) universitarios, escolares, visitantes en patota al encuentro con la sierra, un escenario natural tan añorado (aunque ajeno) que promete una experiencia iniciática con “el” país rural (en hostal o en bolsa de dormir). Con ese Obrajillo, pobre, que no basta para colmar nuestras expectativas de realización.

Un libro recomendable. Vayan o no vayan a Obrajillo.

Baudry, Paul; Castañeda, Luis Hernán; Terrones, Félix. Cuadernos de Obrajillo. Peisa, 2019.


Paul Baudry, es escritor peruano, ensayista y doctor en literatura. Ha publicado el libro de cuentos El arte antiguo de la cetrería.

Luis Hernán Castañeda, es novelista y académico, peruano. Sus últimas novelas son Mi madre soñaba en francés y El imperio de las mareas.

Félix Terrones, es novelista, académico y ensayista, también peruano. Ha publicado numerosos artículos acerca de literatura latinoamericana. Su ensayo Un sueño hecho ficción : los prostíbulos en la novela latinoamericana (Onetti,Vargas Llosa y Donoso) fue publicado en el 2019.

Acerca de Irma del Aguila

102 Compartir

Textos que pueden interesarte

Añade un comentario

18 − 16 =